Implantes

Home / Implantes

implantesLos implantes dentales son un tratamiento para poder sustituir la pérdida de una, varias o todas las piezas dental. Se integran hasta el punto de convivir de forma completamente natural con el resto de los tejidos de la boca. La buena digestión de los alimentos comienza por la masticación, y sin dientes, los alimentos que se ingieren, no estarán bien triturados, lo cual es primordial en el proceso de digestión. La potencia de los músculos de la masticación es enorme, y en condiciones normales, esta carga se reparte entre toda la dentición. Cuando se pierden dientes, los demás empiezan a asumir mayores cargas, empezando incluso a migrar fuera de su posición correcta, lo cual interfiere con la buena función masticatoria al perderse el ajuste oclusal perfecto que debe existir entre unas piezas y otras.

Actualmente están fabricados en titanio grado V, el mismo tipo de titanio que se utiliza para las prótesis de cadera o rodilla. Actúan como sustitutos de las raíces dentales y tras su colocación dentro del maxilar o de la mandíbula sirven para que, una vez que estén integrados, den soporte a los nuevos dientes artificiales que irán unidos a ellos.

En Clínica García de Molina atendemos a pacientes que han sido rechazos en otras clínicas por su bajo grado óseo. Mediante la utilización de implantes zigomáticos, damos soluciones a pacientes que en otras clínicas no pueden ser atendidos.

La Clínica García de Molina, se encargarán de estudiar su caso y ofrecerle las mejores opciones de tratamiento.

 

 

Los implantes dentales son tornillos artificiales de titanio que se insertan en el maxilar o en la mandíbula de los pacientes y sirven para soportar sus nuevos dientes fijos. Los dientes implantados tienen un aspecto natural y hacen recuperan las sensaciones de firmeza y confort de nuestros propios dientes permitiendo gracias a su funcionalidad realizar una dieta y vida completamente normal.

Cada caso de implantología es individual, se analiza y se estudia para determinar cuantos implantes son necesarios y cual es el momento adecuado para su colocación y posterior carga con su prótesis. Un implante puede ser colocado el mismo día de una extracción (donde estaba la raíz del diente extraído) o puede ser diferido en función de la presencia de una infección o de la existencia de lesiones dentales asociadas. Se colocan mediante una intervención quirúrgica con anestesia local, siendo el postoperatorio habitualmente muy bueno. Gracias a las modernas técnicas microquirúrgicas que se utilizan en la clínica del Dr. Manuel García de Molina, es muy infrecuente la aparición de complicaciones, dolor, inflamación o hematomas. En casos de cirugía avanzada con muchos implantes dentales, injertos o casos muy complejos, la frecuencia de aparición de complicaciones postoperatorias es algo mayor.

El porcentaje de éxito de osteointegración de los implantes es aproximadamente del 98,5%. En la mayoría de los casos en los que no se obtiene una buena integración (un 1,5%), el implante se puede colocar de nuevo al cabo de un tiempo. No significa que exista un rechazo, sino una falta de estabilidad entre el hueso y el implante.

 

La rehabilitación protésica varía entre 24 horas y 6 meses dependiendo de la estabilidad primaria del implante, de la calidad y tipo de hueso, así como de la localización de los dientes a restaurar. En los casos que sea necesario y para favorecer la comodidad del paciente se puede realizar una carga inmediata, es decir, podemos extraer los dientes en mal estado, colocar implantes y dientes fijos sobre ellos en un plazo de 24 horas. Esto puede hacerse siempre que las condiciones óseas y la estabilidad de los implantes lo permitan.

En aquellos casos en los que no exista suficiente calidad y/o cantidad de hueso se utilizan técnicas de regeneración ósea, mediante injertos óseos y técnicas de bioingeniería, muy fiables y poco agresivas. Esto permite que personas antes condenadas a llevar dentadura con mala retención, disfruten de dientes como si fueran propios, estables y cómodos.A pesar de ello, los implantes exigen los mismos cuidados de higiene oral que los dientes, ya que si el cepillado no es correcto, con el tiempo nos podemos enfrentar a una enfermedad conocida como periimplantitis, que acaba por destruir el hueso que rodea al implante.La ausencia de dientes condiciona una reabsorción de hueso y encía donde estaban previamente los dientes. En el momento en que colocamos los implantes y sus coronas, este proceso se detiene.

La buena digestión de los alimentos comienza por la masticación, y sin dientes, los alimentos que se ingieren, no estarán bien triturados, lo cual es primordial en el proceso de digestión.La potencia de los músculos de la masticación es enorme, y en condiciones normales, esta carga se reparte entre toda la dentición. Cuando se pierden dientes, los demás empiezan a asumir mayores cargas, empezando incluso a migrar fuera de su posición correcta, lo cual interfiere con la buena función masticatoria al perderse el ajuste oclusal perfecto que debe existir entre unas piezas y otras.

Los implantes zigomáticos se basan en un concepto innovador que permite ofrecer un gran número de ventajas a los pacientes con poco hueso.

Esta técnica avanzada consiste en colocar los implantes en el hueso del pómulo para eliminar la necesidad de injertos óseos y, por lo tanto, simplificar el tratamiento. El mismo día de la intervención, se coloca una prótesis fija sobre los implantes, que ofrece óptimas prestaciones estéticas y funcionales de manera inmediata.

Los implantes zigomáticos son una solución que aporta seguridad, confort y estética. Así pues, devuelve a los pacientes una calidad de vida de la que hacía años que no disfrutaban y que creían no poder recuperar.

Los implantes zigomáticos de titanio son ideales para solucionar la falta de premolares y de molares en el maxilar superior. Se trata de una técnica de elección tanto para colocar implantes dentales de titanio y coronas o fundas dentales sobre implantes en una sola sesión, más o menos en una mañana o una tarde, como para hacerlo esperando varios meses a que los implantes dentales de titanio se integren en el hueso.

El Dr. García de Molina fija en el hueso molar, el arco que se encuentra debajo del ojo en una intervención muy sencilla de unos 20 minutos que siempre se realiza bajo sedación y anestesia local para que el paciente se encuentre cómodo y colabore al máximo con el Dr. García de Molina.

Las principales ventajas de los implantes zigomáticos de titanio son:

  • No necesitan hacer cirugías complejas de injerto o implante de hueso.
  • Las coronas o fundas dentales sobre implantes dentales de titanio se pueden colocar de inmediato, siempre que haya la suficiente estabilidad. Con el estudio del caso, el Dr. García de Molina sabrá si puede realizar carga inmediata.
  • Se trata de implantes dentales zigomáticos de titanio , con una supervivencia muy alta a pesar del paso del tiempo.
  • El postoperatorio es muy ligero, sin apenas molestias y permite llevar vida normal de inmediato.

Para poder infórmate mejor, reserva una cita gratuita en nuestras clínicas dentales en Málaga. En la primera visita le realizaremos un diagnóstico completo para saber el alcance del problema y poder ofrecerte la mejor solución en la colocación de implantes dentales zigomáticos. Desde el primer momento vas a estar atendido por el equipo de profesionales, médicos y cirujanos expertos en implantología dental de la clínica del Dr. Manuel García de Molina. Mira nuestras instalaciones y el cuadro médico de nuestras clínicas. (enlace a fotos de las instalaciones y a cuadro médico).

Cuando nos faltan varias piezas podemos reemplazarlas por un puente soportado sobre dos o más implantes. No es necesario el reponer cada raíz perdida, pero sí deberemos atender a las situaciones de carga que realizan nuestros maxilares en cada zona.

Por ejemplo, si tenemos la pérdida de 3 dientes, será suficiente con colocar 2 implantes y un puente que sustituye las 3 coronas de los dientes perdidos.

La correcta distribución de los implantes en estos casos es primordial a nivel estético, ya que si no se realiza correctamente, luego pueden aparecer espacios entre las coronas que se colocan, o tener que realizar una prótesis que no tiene un aspecto natural. En Clínica Dental García de Molina, estudiamos todos los casos de manera individual para realizar correctamente los tratamientos y evitar problemas, consiguiendo un mantenimiento a largo plazo del implante por la accesibilidad, evitando padecer problemas de enfermedad periodontal alrededor del implante o “periimplantitis”.

En determinadas ocasiones pueden reponerse hasta 4 piezas con tan solo dos implantes, atendiendo a la distribución de cargas maxilares que van a soportar los mismos.

Al igual que en los dientes unitarios, si las condiciones lo permiten se puede realizar la cirugía mínimamente invasiva.

Las molestias postoperatorias son inexistentes. Si el paciente lo solicita y las condiciones de estabilidad del implante lo permiten, se puede colocar piezas dentales en el mismo día, ya que en Clínica Dr. García de Molina, trabajamos con implantes de máxima calidad, la superficie diseñada específicamente para acortar el período de osteointegración. El paciente entra en la clínica con dientes que son reemplazados íntegramente por los implantes con sus correspondientes coronas, todo en la misma sesión.